3030 Dickerson Pk, Nashville Tn. 37207. Tel. (615) 262-2511 / (615) 238-4132.

Estudio de crecimiento 47-2019

apostol
José Rodriguez
November 27, 2019

Estudio de crecimiento 47-2019

“Así que, somos embajadores en nombre de Cristo, como si Dios rogase por medio de nosotros; os rogamos en nombre de Cristo: Reconciliaos con Dios.” 2 Cor. 5:20 Cuando estaba en el sexto grado cursando la clase de educación física nos enseñaron a jugar baloncesto, sin que nos diéramos cuenta el entrenador nos evaluaba para ver quien era el mejor; al final del año se hacia un torneo que incluía a todos los alumnos del quinto, sexto, séptimo y octavo grado; el equipo de alumnos que ganara jugaba contra los maestros. Todos queríamos ganar para jugar contra los maestros y vencerlos para, de alguna manera, tomar revancha por todas las tareas y exámenes que nos daban. Para mi sorpresa, de entre todos los alumnos de sexto grado, me eligieron para ser parte del equipo que representaba al sexto grado. Jugamos contra el quinto grado y les ganamos, el séptimo y octavo grado jugaron y gano el séptimo grado; después   jugamos el sexto grado contra el séptimo, y ganamos los del sexto grado. Yo no lo podía creer, nosotros íbamos a representar al alumnado para jugar contra los maestros ¡Nosotros, los del sexto grado, les íbamos a dar una “paliza” a los maestros para desquitarnos por todo lo que nos hicieron durante el año escolar! La realidad fue que los maestros nos ganaron… Pero la satisfacción que me quedó fue me seleccionaron para representar el sexto grado y me llevó a representar a todo el alumnado; que alguien se dio cuenta que yo era bueno para algo que, ni yo mismo sabía, que era bueno.

Un embajador es un oficial diplomático del rango más alto; una persona enviada por un ser soberano o un estado; un mensajero enviado para cumplir una misión especial. La Biblia nos enseña que nosotros somos embajadores de Dios en la tierra; Dios nos ha puesto en los lugares mas altos (Ef. 2:6); nosotros somos enviados por el Soberano de soberanos (Mt. 28:18-20; Ap. 19:16); somos enviado para cumplir una misión (Mt. 28:18-20). Nosotros tenemos una sola misión en esta tierra y es: SALVAR ALMAS. ¿Cómo lo hacemos? Por medio del Evangelismos, Encuentros de Damas y Varones, Escuela de Discipulado, Estudios en los Hogares; cada vez que le hablamos a las personas de Cristo, vamos a un Encuentro, asistimos a la Escuela de Discipulado, hacemos un Estudio Bíblico en nuestro hogar, estamos cumpliendo nuestra misión como embajadores.

Formamos parte de un equipo, somos parte de una familia de embajadores. Quizá yo no pueda llegar a sus familiares, vecinos o compañeros de trabajo, pero usted si puede llegar y llevarles el mensaje de salvación ¡Cumplamos nuestra misión, salvemos almas!

Puedes descargar este estudio dando click en la parte superior derecha de esta publicación.